Murieron 49 de 50 personas al estrellarse un avión en Lexington, KY (EEUU)

Estado
Cerrado para nuevas respuestas

Andrew

e-mergencista experimentado
Autor #1
El accidente tuvo lugar a 20 millas de mi casa.
---

http://www.elmundo.es/elmundo/2006/08/27/internacional/1156681965.html
http://www.elmundo.es/elmundo/2006/08/28/internacional/1156720847.html

Un superviviente tras estrellarse un avión con 50 personas a bordo en Estados Unidos
Es el accidente más grave de la aviación civil estadounidense desde el siniestro de Queens en 2001
Tras el despegue, se produjo un incendio en el aparato


Actualizado domingo 27/08/2006 21:08 (CET)
ELMUNDO.ES
WASHINGTON.- Un avión de la compañía Comair con 50 personas a bordo se ha estrellado en el estado de Kentucky (sur de EEUU) poco después de despegar del aeropuerto de Lexington. Sólo hay un superviviente, que se encuentra hospitalizado en estado muy grave.

"Según nuestros responsables en el lugar del accidente, un pasajero o miembro de la tripulación ha sobrevivido", ha informado Don Bornhorst, presidente de la compañía. El superviviente, un hombre cuya identidad no ha sido revelada, permanece ingresado en estado "crítico" en el Hospital de la Universidad de Kentucky.

La cadena de televisión CNN ha indicado que por el momento se desconocen las causas del siniestro, que se produjo en las inmediaciones del aeropuerto poco después de despegar, con 47 pasajeros y tres tripulantes a bordo.

El vuelo, el 5.191, despegó del aeropuerto de Lexington con dirección a Atlanta (Georgia) y quedó envuelto en llamas en torno a las 6.07 horas (12.07 hora española), a aproximadamente una milla (1,5 kilómetros) del aeródromo, hasta que se estrelló en una zona boscosa según ha informado una portavoz del aeropuerto.

El vuelo lo cubría un aparato de transporte regional Bombardier CRJ200 con capacidad para 50 personas. Según ha explicado la compañía, el avión ha quedado destrozado, y cientos de pedazos están dispersos en el lugar del accidente.

Michael Gobb, director del aeropuerto Bluegrass, en la ciudad de Lexington, indicó en declaraciones a la CNN que se produjo un incendio a bordo del aparato tras el despegue. Por lo demás, las autoridades dudan que las condiciones meteorológicas —llovía ligeramente cuando se estrelló el avión— hayan sido las causantes del siniestro.

A la espera de que se aclare lo sucedido, Bornhorst aseguró que su compañía está "totalmente comprometida a hacer todo lo que humanamente pueda para determinar el motivo de este accidente". Ha añadido que la tripulación ha operado el mismo avión durante bastante tiempo.

Identificó a la tripulación como el capitán Jeffrey Clay, que fue contratado en noviembre de 1999, el primer oficial James M. Polehinke, contratado en marzo del 2002, y el auxiliar de vuelo Kelly Heyer, que trabaja en Comair desde julio del 2004.

Bornhorst ha asegurado que la compañía había realizado el mantenimiento obligatorio del avión y que la última inspección tuvo lugar el sábado.

El presidente de la aerolínea ha añadido que el avión fue comprado en enero de 2001 y tenía 14.500 horas de vuelo lo que, según él, "es normal para un aparato de esa antigüedad".


Vehículos de Policía en una zona próxima al accidente. (Foto: AP)
Fuentes policiales señalaron a la prensa local que la mayoría de las víctimas fallecieron carbonizadas, por el fuego a bordo del aparato.

Se trata del accidente más grave de un avión de transporte civil en EEUU desde que en noviembre de 2001 un Airbus A-300 de American Airlines se estrellara en el barrio neoyorquino de Queens, provocando 260 muertos y cinco desaparecidos.

Fundada en 1977, Comair es una línea regional de Delta Airlines con base en Cincinnati. En la actualidad cuenta con 6.000 empleados y cubre trayectos internos de EEUU, así como algunos vuelo en Canadá y Bahamas.

Socia de Delta desde 1984 y filial de la compañía desde 2000, Comair fue en 2003 el primer operador de rtansporte aéreo de América del Norte que empleó aeronaves CRJ, del mismo tipo que el que se ha estrellado este domingo, fabricados por la empresa canadiense Bombardier. Su flota comprende actualmente 168 aparatos de este modelo con capacidad de entre 40 y 70 personas.

El aeropuerto de Lexington es pequeño y sólo alberga vuelos internos, muchos de ellos a Chicago.
 

tanidya

e-mergencista experimentado
#2
Washington. El avión de la aerolínea Comair, filial de Delta Airlines, que se estrelló el domingo en Kentucky (sur de EEUU) con 50 pasajeros a bordo despegó de la pista equivocada, lo que pudo haber provocado la tragedia que costó la vida a 49 personas.

Datos preliminares de la caja negra del avión y pruebas recogidas en el lugar de los hechos indican que el aparato despegó de la pista más corta del aeropuerto Blue Grass, en Lexington, Kentucky, dijo Debbie Hersman, una portavoz de la Asociación Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSB)
El avión eligió la pista más corta, la número 26, en lugar de la número 22, que tiene la longitud suficiente para que el aparato hubiese alcanzado la velocidad necesaria para el despegue.

No está claro cómo acabó el avión en esa pista, aunque la escasa visibilidad a primera hora de la mañana, cuando se produjo el siniestro, y las lluvias intermitentes con las que amaneció el día pudieron contribuir al error.

El siniestro se produjo alrededor de las 6 de la mañana (10.00 GMT) poco después del despegue del vuelo 5191 de la aerolínea regional Comair con rumbo a Atlanta (Georgia).

El avión cayó sobre una zona boscosa y se incendió en llamas. Un policía logró sacar del avión al único superviviente a través de la cabina del piloto, pero el fuego impidió rescatar al resto de pasajeros.

A bordo del avión viajaban, entre otros, una pareja recién casada que se iba de luna de miel, un residente de Florida que había tomado el primer vuelo de la mañana para pasar el domingo con sus hijos y un funcionario de la Universidad de Kentucky.

En total, 50 personas -47 pasajeros y tres miembros de la tripulación- iban a bordo del CRJ-200, un pequeño aparato de motores gemelos fabricado por la canadiense Bombardier.

El único superviviente, el primer oficial James Polehinke, permanece hospitalizado en estado "crítico" en el Hospital de la Universidad de Kentucky. Don Bornhorst, presidente de Comair aseguró que la compañía, que cuenta con 6.400 empleados y opera 850 vuelos diarios a 108 ciudades, había realizado el mantenimiento obligatorio del avión y que la última inspección tuvo lugar el pasado sábado. >efe
 
Estado
Cerrado para nuevas respuestas
Arriba