Las urgencias de toda la provincia se coordinarán ante futuras catástrofes,Malaga españa

Estado
Cerrado para nuevas respuestas

polvora_PC

e-mergencista experimentado
Autor #1
R.GARCÍA DEL RÍO / MÁLAGA

La Consejería de Salud de la Junta está elaborando a nivel provincial un protocolo de actuación ante catástrofes externas -llamado Plan Alfa Tango-, mediante el cual se pretende establecer la secuencia de actuación en una situación confirmada en la que se hayan registrado al menos 20 víctimas.

El dispositivo pretende prever la coordinación de los sistemas de emergencia y los hospitales por un centro para actuar de manera organizada ante estas situaciones extremas según el tipo de accidente que sea y a qué centros se trasladan los afectados, dependiendo de la zona donde se produzca el hecho.

Así, el director gerente del Clínico, Antonio Pérez Rielo, aprovechando la presentación de las IX Jornadas de Urgencias Hospitalarias organizadas por este centro malagueño, que se celebran entre hoy y mañana, aseveró que “los hospitales de la provincia se convierten en un dispositivo fundamental que tiene que estar preparado ante cualquier situación de emergencia, si se tiene en cuenta que Málaga cuenta con 1,5 millones de habitantes, tiene problemas de densidad de población en algunas zonas del litoral, hoteles y apartamentos donde convive muchísima gente y uno de los aeropuertos más importantes del territorio nacional a lo que se suma una red de carreteras y de tráfico especialmente problemática en caso de catástrofe”.

Por su parte, María Antonia Estecha, coordinadora de Urgencias del Virgen de la Victoria, señaló que los tres puntos básicos de toda actuación frente a una catástrofe se basan “en una primera asistencia de los servicios extrahospitalarios en el lugar del incidente”, a la cual le seguiría “el establecimiento de un triaje externo”, que efectuase eficazmente tareas tales como el recuento de los heridos, la catalogación de los mismos según la gravedad que presenten y la posterior derivación de éstos a los centros hospitalarios más cercanos”. La tercera actuación vital a seguir, añadió Estecha, “sería ya dentro del hospital, en concreto en la misma puerta de Urgencias”.

Así, la responsable del área de Urgencias del Clínico explicó que existen cuatro niveles de gravedad. “Los rojos son pacientes que están muy graves; los amarillos, menos graves; los verdes son las víctimas banales; y los negros o grises, son pacientes que han muerto o que están a punto de fallecer”.

Estecha precisó que los riesgos principales del entorno del hospital Clínico son el aeropuerto, el mar, las concentraciones numerosas de personas, y que “pueden ser un foco importante para un atentado”, y las carreteras con posibles accidentes de circulación de importancia. Por su parte, Rielo dijo que zonas de este centro diferentes a Urgencias se pueden habilitar para atender a pacientes críticos ante situaciones de emergencia y que, si es necesario, se daría el alta a enfermos pendientes de intervenciones no urgentes para acoger víctimas de una catástrofe.
 
Estado
Cerrado para nuevas respuestas
Arriba