La Cibercondría

Randall

e-mergencista experimentado
Autor #1
Cibercondriaco, nunca había escuchado esta palabra, pero me parece que está bien adaptada a una realidad que día a día podemos apreciar y que va en aumento.Primero definamos la palabra de origen. ..

Hipocondría

[FONT=&quot]Se define como[/FONT]: “preocupación y miedo a tener, o la convicción de padecer, una enfermedad grave a partir de la interpretación personal de síntomas somáticos, (en donde) la preocupación persiste a pesar de las exploraciones y explicaciones médicas (lo cual) provoca un malestar clínicamente significativo o deterioro social, laboral o de otras áreas importantes de la actividad del individuo”.

Ahora adaptamos está definición al internet, al que normalmente se le llama Ciber-espacio y podemos obtener como resultado, la Cibercondría… que los investigadores de Microsoft, Ryen W. White y Eric Horvitz la definen como :: " incremento infundado de la ansiedad sobre sintomatología común, basado en la lectura de los resultados y literatura encontrados en la Internet. " utilizando los motores de búsqueda de la Internet. Tal vez no es una definición muy científica, pero creo que es una definición apegada al momento que vivimos…

En los últimos tiempos, con el mayor acceso de las personas al ciber-espacio, nos encontramos a gente que pregunta acerca de su enfermedad, sus síntomas, o cosas que no les parecen muy normales en cuanto a salud se refiere. Prueba de ellos son los tópicos que se cierran frecuentemente en nuestra página www.e-mergencia.com , donde se consulta sobre ¿Qué medicamento debo usar?, ¿cuál es el diagnostico? ¿Qué tengo? O ¿Será en realidad la enfermedad que me dijo el médico?

Preguntas a las cuales, por regla general y muy acertada de la página, se les invita a visitar al médico, para que sea esté quién evalué el cuadro clínico y al paciente como debe ser. Pero lastimosamente en muchas páginas de la Internet, incluyendo algunas cuya finalidad no es la medicina, los cibernautas se lanzan a hacer diagnósticos, recomendaciones y comentarios, que en lugar de ayudar a aclarar la situación, producen el efecto contrario en el consultante. Debemos tener en cuenta igualmente, que no toda la información que circula por la red, tiene fundamento cientifico-teorico.

Como estás situaciones y muchas otras resultantes de la lectura de información abundante a la que se tiene acceso sobre enfermedades, síntomas y signos, se crea en el paciente o en sus familiares una tendencia a magnificar síntomas o signos que son comunes en el quehacer diario. Esta situación puede traducirse en aumento del número de consultas medicas y más que ello, una tendencia a pensar en lo peor y en muchas ocasiones a exigir al encargado de la atención, la realización de estudios o medidas que el paciente comprendió por las información recabada, eran vitales para su diagnostico o tratamiento.

La cibercondría se podría decir que es una modificación o adaptación de la hipocondría. Por lo cual, de forma semejante debemos modificar o adaptar el tratamiento y la forma de atención al paciente, para esta situación que la encontramos en aumento día con día.


Para www.e-mergencia.com
Dr. Randall Valverde Salas.



Cyberchondria: Studies of the Escalation of Medical Concerns in Web Search
 

Randall

e-mergencista experimentado
Autor #2
Cyberchondria: Studies of the Escalation of Medical Concerns in Web Search

RYEN W. WHITE and ERIC HORVITZ Microsoft Research

Resumen:

Los motores de búsqueda en la Internet, proporciona una fuente abundante de información médica. Esta información puede ayudar a quienes no son profesionales de la atención de salud a poder entender mejor una enfermedad, su salud y de obtener explicaciones factibles o sencillas de los síntomas.

Sin embargo, Internet tiene el potencial de elevar la ansiedad de las personas que tienen un escaso o nulo conocimiento médico, especialmente cuando la búsqueda es utilizada como un procedimiento diagnóstico.

Usamos el término cibercondría para referirnos al incremento infundado de la ansiedad sobre sintomatologías comunes, basado en la lectura de los resultados y literatura encontrados en la Internet. Realizamos un estudio en gran escala, longitudinal, con una base de datos de como la gente busca la información médica en línea, apoyado por una revisión en gran escala de las experiencias de búsquedas relacionadas con la salud en 515 individuos.

Nos enfocamos en síntomas comunes o inocuos pueden cobrar gravedad en una publicación sobre estados graves o raros de enfermedades que están vinculados a esos síntomas comunes. Nuestros resultados muestran que los motores de búsqueda en Internet tienen el potencial de incrementar las preocupaciones de los usuarios respecto a la salud.

Mostramos que la elevación de la ansiedad es influenciada por la cantidad y la distribución de contenido médico visto por los usuarios, el aumento de terminología utilizada en páginas visitadas, y la predisposición de los usuarios para alarmarse en lugar de buscar explicaciones más razonables a sus dolencias.

También demostramos la persistencia luego de finalizada la sesión, de una innecesaria ansiedad y el efecto que tal preocupación puede tener en la pérdida de tiempo del usuario a lo largo de múltiples sesiones.
Nuestras conclusiones subrayan los gastos potenciales y los desafíos que la cibercondría presenta y sugieren modificaciones de diseño dando oportunidad de fortalecimiento para mejorar la experiencia en la búsqueda y navegación en la red, para la gente que busca interpretar síntomas comunes.

[FONT=&quot]Intento de Traducción: Dr. Randall Valverde S.[/FONT]
 

Belladonna

Super Moderator
Miembro del equipo
#3
Tienes muchisima razón, y como muy bien dices, lo lamentable es que la gente intente resolver sus dudas médicas por internet y, peor aún, que existan personas que las respondan.
 

maria luisa A. M.

e-mergencista experimentado
#4
Teneis razón , es muy lamentable y peor aún que el paciente parece confiar más en lo que lee por internet que en lo que le pueda decir su médico , e incluso vaya exigiendole pruebas diagnósticas que ha leido o que le han dicho .
 
Arriba