Joven de 21 años desaparecida de su casa en Baredo ( Baiona )

Estado
Cerrado para nuevas respuestas

Padiola

e-mergencista experimentado
La Guardia Civil incorporó un helicóptero para la inspección aérea del sur de la provincia en busca de Águeda González.
La investigación tras las pistas del paradero de Águeda González Portela, la joven vecina de Baredo desaparecida el pasado miércoles en Baiona, amplía su área. Las fuerzas de seguridad y la propia familia buscan datos en Portugal y en la provincia de A Coruña, además de continuar con el rastreo en las inmediaciones del municipio baionés.
La Guardia Civil, que coordina la investigación y el peinado de la zona, incorporó ayer un helicóptero para la búsqueda aérea por el sur de la provincia pontevedresa. Las patrullas dotadas de perros continúan operando en las proximidades de Baiona y Oia.
Ante la carencia de nuevos datos sobre la ausencia de la chica, la investigación se extiende al país vecino. La Policía Local de Baiona inició ayer contactos con la Gendarmería lusa, a la que se transmitieron fotografías y una descripción sobre la apariencia de la joven, que vestía un traje de pantalón de pana color camel y una bufanda. Lo mismo hicieron los familiares, que enviaron carteles y fotografías a medios de comunicación de Portugal y a varias poblaciones lusas. El alcalde de Baiona, Jesús Vázquez Almuiña, solicitó el apoyo de la cónsul de Portugal en Vigo para facilitar dichas tareas.
La alerta vecinal sobre la posible presencia de la chica en la localidad coruñesa de Corcubión hizo que efectivos de la Policía municipal tomasen contacto con los cuerpos de seguridad de la zona para que colaborasen con inspecciones.
Solidaridad
La solidaridad generada por la conmoción tras la desaparición de la joven crece cada día en el municipio baionés. Más de un centenar de vecinos y amigos de Águeda González persistieron ayer en el rastreo del entorno rural. Para las labores de coordinación de los grupos de búsqueda, la Guardia Civil y la Agrupación de Protección Civil de Baiona contaron con la ayuda de los grupos de voluntarios de Vigo y Soutomaior, que aportaron dos todoterrenos y otras tantas furgonetas de apoyo. Ambos colectivos trasladaron una embarcación para la búsqueda de la joven por mar, labor que resultó imposible ante el empeoramiento de las condiciones meteorológicas.
La lluvia y el viento dificultaron asimismo el rastreo realizado por las Pozas de Mougás y los montes de A Valga, en el municipio de Oia; y el Chan da Lagoa, Belesar y Cabo Silleiro, en Baiona.
Las tareas continuarán hoy. Los efectivos de Protección Civil de Baiona, Vigo y Soutomaior citaron a todos los voluntarios en la iglesia de Baredo a las 9.30 horas para seguir el peinado del entorno.
La desesperación de la familia aumenta conforme pasan las horas. Son ya cuatro días sin noticias de la chica y sus esperanzas se diluyen poco a poco. La portavoz, Rosa Vilar, reiteraba ayer que "parece imposible que se fuera por su propia voluntad". No obstante, los allegados a Águeda no descartan que se marchase voluntariamente. "No podemos negar ninguna posibilidad", comentaba. Su propio hermano, Alberto González, lanzaba ayer un mensaje a través de Televisión Española, en el que la invitaba a dar señales de vida sin temor a reproches.

Tanto los amigos de Águeda de Baiona como los de Vigo no dan crédido a su desaparición y siguen muy de cerca las labores de búsqueda. Si algo tienen claro es que no se fue por voluntad propia. Las compañeras de la academía de la calle García Barbón donde cursa sus estudios la vieron el pasado martes por la tarde. Y todas coinciden en que estaba "normal". "Como siempre", insisten estas jóvenes.
También la directora de este centro, que colabora en las labores de rastreo, considera "increible" lo ocurrido. "Me enteré cuando me llamó su madre", relata esta mujer, que añade que a la joven le quedan seis meses para acabar su formación en Patronaje Industrial. "Está muy ilusionada, es buena estudiante y muy trabajadora; su ilusión es la de seguir preparándose en este campo", describía ayer.
 

JORGE SECO

e-mergencista experimentado
TRAGEDIA
Un hombre confiesa haber matado a la joven de Baiona desaparecida la semana pasada


La Policía ha confirmado esta tarde que la joven, Águeda González Portela de 21 años, que llevaba siete días desaparecida , ha sido asesinada. Al parecer, tras realizar un rastreo en las últimas llamadas del teléfono móvil de la joven, la policía dio con un sospechoso que acabó confesando el crimen y llevando a la Policía al lugar en el que había enterrado al cuerpo. El presunto asesino es un vecino de parroquia de la víctima.

La Guardia Civil se encuentra en el lugar indicado por el sospechoso, de unos 30 años, para encontrar el cadáver.

Cuando se cumplían siete días de la desaparición en Baiona de Águeda, hoy se habían paralizado los rastreos y batidas por los montes.

La Protección Civil de Nigrán y de la Guardia Civil de Pontevedra señalaron que el cansancio de las últimas jornadas, sin haber encontrado ninguna pista en esta extraña desaparición, y una menor afluencia de voluntarios de Protección Civil fueron los motivos para posponer las tareas de búsqueda hasta el fin de semana.

Desde que comenzaron los rastreos, cerca de cien personas estuvieron recorriendo diariamente todos los montes desde Tui a Vigo, incluidas batidas por casas y fincas abandonadas. Incluso en los últimos días se estaban revisando ya montes por segunda vez.


mi pésame a la familia :cry: y mi felicitacion a las FCSE (Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado)
 

cococharlie

e-mergencista experimentado
Fuente: La voz de Galicia 18.01.06

Apenas dos horas tardaron en localizar el cadáver de Águeda los agentes de la Guardia Civil y la policía nacional que se desplazaron al lugar señalado por su presunto homicida. Minutos antes de las doce de la noche de ayer, el equipo de rescate ya había identificado el cuerpo de la muchacha en el lugar de Chan da Lagoa, un paraje solitario y rodeado de monte, a apenas dos kilómetros de Baiona. Al lugar acudieron, desolados, vecinos y familiares de Águeda.

Francisco Javier Reyes Barreiro, que ayer confesó haber matado a Águeda González, es natural de la parroquia de Baredo, en Baiona, aunque tiene fijada su residencia en la localidad de Caldelas, en Tui. En Baredo reside su hermana Patricia, que era la mejor amiga de la víctima.

El presunto criminal estaba en contacto permanente con Águeda, según pudieron comprobar los responsables de la investigación tras conocer la gran cantidad de comunicaciones que figuraban en la relación de llamadas del teléfono móvil de la joven y que fueron facilitadas por la operadora.

Francisco JavierReyes, que no tenía antecedentes delictivos, fue detenido en el lugar donde trabajaba como peón de albañil, en Vigo, y después de que prestara declaración las fuerzas de seguridad se dirigieron al lugar de Chan da Lagoa, donde aseguró que había ocultado el cadáver de la muchacha. Según su confesión, la estranguló y le asestó tres puñaladas.
 
Estado
Cerrado para nuevas respuestas
Arriba