Ayuda Psicológica, post-Terremoto

Esta es una discusión en el tema Ayuda Psicológica, post-Terremoto dentro del foro Psicologia de la Emergencia: post-emergencia, parte de la categoría Emergencias y ciencias del comportamiento;Existe bastante material Psicologico, relativo al Tema repartido en varios Portales y Noticias.Aca le adjunto un articulo : Extraido del ...

Respuestaresponder tema emergencias
 
LinkBack Herramientas Despliegue
25-feb-2011, 16:58   #1 (permalink)
E-mergencista senior
 
Registrado: noviembre-2008
Ubicación: Quillota, V-Region, Chile

Ayuda Psicológica, post-Terremoto


Existe bastante material Psicologico, relativo al Tema repartido en varios Portales y Noticias.Aca le adjunto un articulo :

Extraido del Blog El Mercurio , " Emol.Com" , Santiago Chile



Salud

[U]Viernes 25 de Febrero de 2011[/U]

Aunque avanza, la reconstrucción psicológica de los afectados aún es una tarea pendiente

Andrea Manuschevich, Amalia Torres y Yasna Kiessling
Apenas pisa la playa de Iloca, lo que más llama la atención de Rebeca Gómez es que tanta gente se esté bañando. "¿Cómo son tan valientes?", se pregunta esta dueña de casa, quien no ha logrado meter sus pies en el mar desde que el terremoto y maremoto del 27-F arrasó con todo.
Rebeca y su familia albergaron a más de 30 vecinos en su casa. Pero fue cuando su hija se marchó a estudiar a Santiago y su marido a trabajar cerca de Chillán que la "consumió la pena". "No podía dormir, tenía pesadillas con la ola gigante y todavía me pongo histérica con las réplicas".
Fue diagnosticada con depresión y estrés postraumático. El caso de Rebeca es uno más de los tantos que se ven en la Séptima y Octava Región. Dentro de los Servicios de Salud de Licantén se registran 37,3% de trastornos depresivos y un 16,8% de casos por estrés postraumático en adultos. En la localidad de Maule, durante los primeros meses aumentaron cerca de un 20% las consultas por sintomatología ansiosa y, a la fecha, se observa un 10% de pacientes con secuelas psicológicas.
Una investigación realizada en estudiantes de educación básica de doce localidades de la Región del Biobío demostró que a seis meses del terremoto, uno de cada cinco niños sufría estrés postraumático o algunos de sus síntomas con recurrencia.
Los expertos concuerdan en que los trastornos psicológicos son más visibles en las mujeres, aunque en los hombres también han aumentado. "Uno de cada tres hombres consulta por síntomas ansiosos. En la mayoría de los casos hay pérdida de trabajo o vivienda", dice Karla Salinas, psicóloga del Cesfam de Maule. Algunos de ellos cayeron en el alcoholismo. En Curepto, esta enfermedad aumentó un 30%, según calcula Daniel Méndez, psicólogo del hospital.
Los niños tampoco están ajenos a las secuelas psicológicas: "Evitan situaciones y lugares que les recuerden el episodio, tienen pesadillas y se angustian cuando están lejos de sus padres", afirma Salinas.
Joaquín Rojas (11) fue testigo de cómo el terremoto desmoronó la casa de sus abuelos y no supo nada de su papá hasta cuatro días después, cuando éste logró llegar desde Calama hasta Maule. "Cuando entró al colegio y hubo una réplica, me llamaron para decirme que lo tenían en el consultorio con oxígeno", recuerda Isabel Bravo, su mamá.
Cuando la tierra se mueve, Joaquín siente que le duele el pecho, le falta el aire y comienza a sudar. Su mamá reconoce que aunque está mejor, todavía no es el mismo.
En Dichato, un pueblo costero, la vida tampoco ha sido sencilla después del 27 de febrero. Las olas no sólo se llevaron casas, autos y recuerdos. Hubo vecinos muertos y se dice que días después de la catástrofe aparecieron cadáveres en la copa de los árboles.
Marta Vergara (3 todavía recuerda el sonido de esa noche como una mezcla de gritos, bocinazos y un ruido similar al crujir de los tallarines cuando se rompen antes de echarlos a la olla.
Por miedo no duerme más de cinco horas diarias, siente dolor de estómago y le cuesta concentrarse. Asegura que las gotitas de Bach que le recetó el psicólogo le han ayudado, "¡pero cuando hay réplicas me dan ganas de tomarme todo el frasco!".
Hoy en Dichato los trastornos psicológicos son comunes. Tanto así que después del 27-F, detrás de la posta tuvieron que levantar un centro dedicado sólo a la atención de salud mental.
"Las réplicas y el aniversario del terremoto han reactivado el tema", dice Neli Escandón, psicóloga de la localidad.
Marta reconoce que gracias al apoyo recibido controló su miedo. "Pero cuando supe que querían reubicar mi casa en el pueblo, abajo, me volvió todo. Yo no vuelvo a Dichato, yo me quiero quedar arriba (en el cerro)".
Para Paulina Rincón, jefa de la carrera de Psicología de la U. de Concepción, la recaída de Marta no tiene nada de raro. "Si se da un apoyo psicológico, pero sin apoyo de la situación social, la persona no se va a recuperar".
En Caleta Tumbes, recuerda, la gente antes abría la puerta de su casa y veía el mar. Ahora, la abren y ven a otros vecinos hacinados, lo que también genera una mayor violencia.
La mediagua de Marta está adornada con las pocas fotos que lograron salvar y dos portadas que muestran cómo la ola devastó al pueblo. "Pienso dejarlas ahí hasta que no me duela verlas", dice, quien también le ve un lado positivo a esta tragedia.
"Cuando comenzó el terremoto yo estaba trabajando -dice Marta, costurera-, pero ahora creo que no vale la pena ser tan trabajólica. Si hay que correr, no puedo llevarme la lavadora. La felicidad está en otras cosas".
Tratamientos alternativos
Los "clowns terapéuticos" del Hospital Las Higueras partieron a las zonas afectadas preguntando por la familia "Chinchulancha". "Queríamos elaborar estas vivencias desde una perspectiva más optimista", dice el psiquiatra infantil Carlos Haquin, quien aún trabaja con niños con estrés postraumático. En Maule se realiza acupuntura, hipoterapia, reiki y cineterapia. Ver películas como "Antes de Partir" ayuda a las personas a analizar sus temores.
luis hernandez gomez no ha iniciado sesión   Responder Citando  
Sponsored Links
25-feb-2011, 17:13   #2 (permalink)
E-mergencista senior
 
Registrado: noviembre-2008
Ubicación: Quillota, V-Region, Chile

Respuesta: Ayuda Psicológica, post-Terremoto


Entregado por Constanza Diaz del Portal Psicologia

Infanto-Juvenil






MANEJO DE LOS EFECTOS PSICOLOGICOS POS-TERREMOTO


Guía rápida


1º: Razonar que no se repetirá el terremoto. Las réplicas son sólo un eco.
2º. Aceptar que habrá muchos temblores menores. Es normal, y siempre sucede.
3º. Tomar las precauciones de seguridad que nos dan los expertos y el Gobierno.

1º. Razonar
Un terremoto es la acomodación de las placas terrestres. Una vez que acaba el terremoto acaba la acomodación.
Los temblores - réplicas- son sólo pequeños ajustes. No más que eso.

2º. Aceptar los temblores menores
Aunque las placas se han acomodado requieren de ajustarse. Esto se percibe en los temblores menores – réplicas.
Imagine que mueve un estante pesado en su hogar, y que luego suspira: el terremoto es similar a trasladar ese mueble, y las réplicas son esos suspiros.

Las réplicas tómelas como los suspiros de la tierra después del trabajo.

3º. Tomar las precauciones
Esto es necesario para no quedar a obscuras, o sin agua, o sin el abrigo suficiente.
También es necesario para evitar que algún elemento suelto nos golpee y nos dañe, y evitar otras consecuencias accidentales evitables.
Si usted necesita ayudar a otras personas siga las instrucciónes de los expertos, y no improvise.


Explicación
Psicológicamente se sabe que un estímulo provoca un proceso mental, y éste proceso mental provoca un comportamiento.
Si el estímulo es intenso – terremoto-, y otros estímulos aunque menores – réplicas- nos recuerdan al intenso, aprenderemos a mantenernos en alerta constante. Este estado mental de alerta causa estrés, agotamiento, ansiedad, e incluso angustia y depresión, junto a otros fenómenos como aprender que uno no puede defenderse o evitar el estímulo - Indefensión Aprendida.

Sin embargo, si aprendemos que las réplicas no predicen un terremoto, las réplicas cada vez serán de menor preocupación para nosotros, y podremos estar tranquilos sólo con seguir las instrucciones de seguridad.

También se sabe que la mente se habitúa. Si estamos en un estado de alerta, la mente se habituará y en cierto tiempo dejaremos de prestarle atención – disminuirán los efectos negativos.

Si en cambio nos habituamos a las réplicas sabiendo porqué existen, podremos sentirnos mejor en aún menos tiempo, y esto se logra razonando y aceptando. Para lograrlo hay que escuchar a los expertos en sismos, y dejar de pretender evitarlas o de negarlas. Son, están, y hay que permitirse sentirlas. Aceptar es permitirse sentir sin intentar negar o escapar de la sensación, y es la única forma saludable de habituarse a cualquier cosa, sea la que sea. En efecto, al permitirse sentirlas uno automáticamente se permite no preocuparse.

La diferencia está en la calidad de la salud mental y en la eficiencia de nuestra recuperación.
Si debemos enfrentar situaciones difíciles, debemos primero tratar de estar bien nosotros para así poder ayudar mejor a los demás.


Autor: Ps. Danilo Schulz de los Reyes

Compártelo
luis hernandez gomez no ha iniciado sesión   Responder Citando  
Respuestaresponder tema emergencias

Herramientas
Despliegue


Temas Similares
Tema Foro Respuestas
Guia de ayuda psicológica para crisis humanitarias en Psicología de la Emergencia: durante la emergencia Psicología de la Emergencia: durante la emergencia 4
Se crea progrma de ayuda psicológica para los supervivientes del tsunami en Psicologia de la Emergencia: post-emergencia Psicologia de la Emergencia: post-emergencia 3
Ayuda psicológica virtual a los afectados por el maremoto del Índico en Psicología de la Emergencia: durante la emergencia Psicología de la Emergencia: durante la emergencia 3

Entrar o registro





Publicidad
Últimos posts




Page generated in 0.11411 seconds with 10 queries

Search Engine Friendly URLs by vBSEO ©2011, Crawlability, Inc.